Bienvenid@ al blog de tek0. Aqui te espero puntualmente para leer mis crónicas de las carreras que participo, entrevistas a atletas de todos los niveles. Todo atletismo, para todos

domingo, 24 de noviembre de 2013

adiós Valencia, hola Madrid

Hace una semana concluyó una etapa más de mi vida deportiva, el maratón. Siempre que acabo uno descanso unos días y cuando vuelvo es como si empezara de 0, todo lentamente de nuevo, que las piernas las hagas participes de que todo debe ir de menos a más y no al revés, en definitiva nos vamos preparando para lo que será el próximo reto, maratón Madrid 2014.






En mi mente me siguen llegando flashes de Valencia, de maratón, de esa llegada alucinante, de esos momentos de la salida donde todo el mundo sale con el depósito  a tope de energía y eufórico, en definitiva cualquier momento que tiene que ver con ese día.  También donde analizo posibles errores, creo que si hubiera dado dos pasitos menos por km quizás lo hubiera agradecido al final, pero viéndolo desde otro prisma esas sensaciones que sentí en las piernas no era por agotamiento ni por un error mío en la estrategia, la temperatura a ratos frio a ratos calor hicieron que las piernas sufrieran por esos cambios de temperatura, por ello quizás no me equivoqué tanto y si supe sacar mi experiencia en esos momentos donde había que sacar fuerzas de cualquier sitio y no venirse abajo anímicamente, simplemente estado maratón.



Tras dejar Valencia a un lado, ahora me dispongo a correr en Madrid, será mi cuarta participación en la capital y tras valencia puede ser mi quinto maratón. En una de las felicitaciones por facebook del otro día aludieron a mi padre y sus maratones, donde me decían que yo lo iba a batir, eso me enorgullece mucho. Mi padre ha hecho 14 maratones, ojala algún día pueda batirlo, pero de momento vamos poco a poco y con ilusión vamos sumando a título particular que para mi si esto me lo dicen hace años hubiera dicho estás totalmente loco, ¿como voy a correr yo un maratón?



En mi primera semana de descanso y creo que no llegaré a completar la segunda solo puedo sentir algo que me gusta, echo mucho de menos ponerme las zapatillas y salir a correr, tengo que reconocer que esta semana que he parado de esta locura me he puesto malo con la garganta y ahí ando en el alero de recaer o recuperarme jejeje, con todo lo cansado que estas a veces y las ganas que tienes de parar, una vez que paras te da pena de hacerlo en ese gran momento de tu vida deportiva, acabar un maratón es acabar otra etapa y empezar una recuperación, un punto y seguido en este mundo.



Llega diciembre, un mes para carreras navideñas, decir diciembre es decir san silvestre toledana o mencionar a otra gran carrera en la localidad vecina de Polán. Este año me las tomare como disfrute, como parte de mi particular pretemporada, para cuando llegue enero comenzar de lleno con la preparación del maratón de Madrid. Aranjuez será mi primera carrera tras el maratón el día 22 de diciembre para después continuar en Polán y acabar el año en Toledo en la mencionada antes San Silvestre. En enero ya tengo mi participación prevista para la media maratón de Getafe, gran recuerdo el año pasado, pero antes vamos poco a poco y ya irán llegando las carreras, antes llega lo mas duro, los entrenos.





Antes de nada aquí os dejo con mi foto de la llegada de Valencia, aunque soy un atleta más del montón, uno más de tantos con sus ilusiones, para mi llegar a meta en un maratón independientemente del tiempo es como si lograra ganar la prueba. Cuanto más si os dijera lo que he sufrido este verano con el calor, los dolores en el talón antes y después de cada entreno, pero tenía que entrenar y seguir con el ritmo. Si añadimos lo que fue la propia carrera puede ser un espejismo de la preparación.


Como dije el otro día ha sido mi maratón donde más rápido he corrido, donde más todo de lo que te puedas imaginar, hasta sufrir un poquito, pero ha sido batir mi record de maratón en 12 minutos y más que eso del tiempo que no son más que minutos es la satisfacción de que estás haciendo las cosas bien y que ese es el camino para seguir llegando a meta.



Como anuncié el otro día adiós Valencia, hola Madrid.